Desde marzo nuestras rutinas han cambiado y hacemos frente a nuevas realidades. Han sido (y siguen siendo) momentos de incertidumbre y cambios, pero donde también hemos visto que las relaciones vecinales se han hecho más cercanas, hemos vuelto a mirar más hacia lo local y se ha multiplicado la solidaridad.

En ¿Tienes sal?, hemos visto historias de todo tipo, muchos mensajes ofreciendo ayuda, tanto para hacer recados a personas mayores o vulnerables, cuidando mascotas de personas enfermas o ofreciendo tuppers de comida. ¡Y con esto le hemos puesto nombre a algunos vecin@s más!

historias3

Algunos vecinos se animaron también a ofrecer clases online para hacer la cuarentena más amena a los demás, muchas de ellas, las incluímos en un calendario semanal de actividades para hacer en casa, que incluía desde clases de maquillaje, relajación, música o talleres de sexología ¡Gracias a todos los que habéis participado!

bloghistorias-1

No todo ha sido online entre los vecinos que nos han mantenido entretenidos, los balcones han sido otro gran lugar de reunión, donde hemos visto desde bingos, como el organizado por Alexander y David en Barcelona, cantantes profesionales haciendo la tarde agradable a sus vecinos y muchas celebraciones de cumpleaños.

historiasblog3

Otros se ofrecieron para charlar, ya que el confinamiento, también ha supuesto el aumento de la soledad para muchas personas, por este motivo, también algunos vecin@s psicólog@s ofrecieron su ayuda desinteresada a quien pudiera necesitarlos, como Núria, vecina de Terrassa.

¡Si es que estos tiempos tan diferentes nos ha hecho valorar los vínculos humanos de otra forma!

Gestos como dejarle un televisor a un vecino con la suya averiada, puede significar mucho, no solo por hacernos la cuarentena más amena, como el caso de José Mari que le dejó una a Ángel en Madrid, si no también por que nos hace ser conscientes de que cerca nuestro vive gente maravillosa que está dispuesta ayudarnos. ¡Y eso no tiene precio!